Motherhood / Uncategorized

triniAlgunos bebés lo agarran, otros no. Pero todas las madres rogamos con que se quede en su boca y no lo escupa. Bendito chupete, regulador de crisis y elemento tranquilizador por excelencia. En esta nota, algunos apuntes sobre sus pros y contras!

PROS

-Es uno de los recursos que más tranquiliza al bebé cuando éste llora o se siente angustiado. Es un autorregulador por excelencia. La succión, aquel reflejo que los bebés aprenden en el útero de la madre, además de tener su función para la alimentación, tiene la de la regulación. Cuando el bebé succiona, su cerebro produce endorfinas, que son las hormonas del placer.

-Está científicamente comprobado que el uso del chupete ayuda a desarrollar los mecanismos cerebrales que controlan las vías respiratorias superiores, lo cual ayuda a prevenir la muerte súbita del lactante en un 90%. Además, su uso incentiva la posición en la que deberían dormir los bebés para prevenir este síndrome: boca para arriba.

-Maritchu Seitún, nuestra reconocida psicóloga, nos dijo una vez en una charla que el chupete es un objeto transicional. En el caso de los bebés que no usan chupete, puede ser una mantilla o un osito de apego. Estos objetos de transición representan el vínculo y apego que los bebés tienen con los padres y ayuda a controlar la ansiedad de la separación.

CONTRAS

-Tenemos que entender que el llanto del bebé es un lenguaje, su lenguaje y forma de comunicación. Pero es una actitud casi automática ponerle el chupete al bebé cuando llora. Es por eso que está en nuestra sensibilidad e instinto de madres saber cuándo es necesario el uso del chupete y cuándo no.

-Los primeros días del lactante. Se recomienda no darles el chupete durante las primeras 7 semanas de vida, por el hecho que podría dificultar el correcto desarrollo de la lactancia y la succión.

-Nuestras madres solían hacerlo mucho. Y, hoy en día, también lo veo en chicas de mi generación. El hábito de ponerles un poco de azúcar o dulce al chupete, para calmar el llanto del bebé, es una causa de formación de caries. Además de incentivar el mal hábito de calmar el llanto y la angustia con comida (a través del chupete).

-Malformaciones dentarias. Este es otro tema importante. Sobre todo, cuando el uso del chupete se prolonga más allá de los 2/3 años. Es por eso que los pediatras recomiendan no pasarnos de esa edad.

-Alteraciones en el habla. Es otra de las posibles contras del uso del chupete. Son las alteraciones que se podría producir en el habla por las deformaciones en la cavidad oral que tendrían lugar por el uso (y abuso) del chupete.

-El uso del chupete también puede causar graves accidentes. El ahogo con alguna de sus partes o con el mismo porta chupetes. Es por eso que se recomienda usar chupetes que estén formados por una sola pieza como así también una correa que tenga ganchito para la ropa (y evitar así el posible enredo al cuello).

Antes de tomar cualquier decisión con respecto al uso del chupete, consultá con tu médico pediatra de cabecera!


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *